Tocados y coronas

TOCADO NEMES

El Nemes, era de una especie de tocado de tela, un atuendo que utilizaban frecuentemente los faraones egipcios, en sustitución de las pesadas y voluminosas coronas ya que, a diferencia de éstas, era una pieza ligera y cómoda.

El Nemes cubría la totalidad de la cabeza, cayendo verticalmente por detrás de las orejas, amarrándose con un nudo cerca de la nuca, a modo de trenza. Según los textos, era de color blanco adornado con bandas teñidas en azul, aunque algunos podrían haber sido en azul lapislázuli y en oro, como se muestra en algunas esculturas, máscaras funerarias y frescos.

Se fijaba a la cabeza además con una diadema que portaba una cobra y un buitre en la frente: el Uraeus, emblema protector de los faraones, quienes eran los únicos que podían llevarlo como atributo de realeza.

El atuendo lo portaban los faraones en vida para identificarse con una deidad y además también después de su muerte, aunque también se ha encontrado en enterramientos de algunos personajes nobles que no fueron dirigentes, pero que lo portarían creyendo que les serviría como un amuleto protector en el más allá.



Tocado Nemes.

 
 












CORONA JEPERESH

Corona en forma de casquete azul, similar a uno de los peinados de la tribu tutsi actual. Erronéamente llamada corona de guerra, es una Corona de tipo ceremonial y así la lleva el rey en representaciones con escenas oferentes ante los dioses e incluso en Ceremonias como la de "Apertura de la Boca". 

Estaba confeccionada al parecer con tela o piel teñida de azul, aunque algunos egiptólogos como Desroches Noblecourt son de la opinión de que podía utilizarse la piel del avestruz para su confección. Aunque su signifiacdo no es muy claro, parece que podría relacionarse con la juventud o energía necesarias para gobernar Egipto, que el rey conseguiría a través de esta Corona. Está relacionada con la diosa Uerethekau. Según Cervelló aparece por primera vez en el Segundo Período Intermedio.



Corona Jeperesh.

 
 












TOCADO KHAT

El origen del uso de este tocado, que recoge el pelo como en una bolsa de tela, parece asociarse a diversas tareas en el cultivo del campo y aparece especialmente en el marco de escenas como las de aventar el trigo. 

No obstante, la utilización del khat se hace extensible a la realización de otros trabajos que podían ensuciar el cabello. También especialmente a partir de la Dinastía XVIII, cobra especial relevancia como tocado asociado a la monarquía, a la familia real y a las divinidades. 

Por su utilidad originaria y por su habitual color blanco, se trataba de un elemento que aludía metafóricamente a la pureza.



             
Tocado Khat.

 

 











DIADEMA SESHED

Diadema con un nudo detrás de la cabeza y cuyos extremos, en ocasiones, aparecen retorcidos, a veces plegados y ocasionalmente cruzados.

La palabra egipcia seshed significa simplemente “banda”, sin embargo era considerado como un símbolo de vida y de luz que pretendía garantizar la resurrección tras la muerte. La diadema posee relación con el dios Shu. Esta interpretación se basa en textos funerarios que a menudo hablan de una relación entre el seshed y la luz del sol. 

En los Textos de las Pirámides del Imperio Antiguo (ca. 2686-2181 a.C.), hay referencias al seshed del Toro de Luz. En los mismos Textos, la palabra seshed se usa relacionada con la frente de Re o se dice que el difunto porta una diadema seshed de color rojo, que proviene de la diosa Ijet-weret cuando se creó el mundo. 

En el Libro de los Muertos, y con palabras casi idénticas también en los Textos de los Sarcófagos, se puede leer una oración que dice: “Soy Horus que está en la luz del sol, que tiene poder sobre (o «gracias a») su diadema seshed que tiene poder sobre («o gracias a») su luz”. En otro lugar del Libro de los Muertos encontramos una referencia a “aquellos que tienen poder gracias a su diadema seshed”, una referencia a la gente del sol y a Shu. La seshed también aparece representada en el friso de objetos sobre los sarcófagos del Imperio Medio.

 

 











CORONA BLANCA

Nombre de la corona del Alto Egipto. La corona blanca tenía forma de embudo invertido, alargado y cerrado por su extremo superior, como emergiendo de un bulbo (hedyet), y probablemente estaba fabricada en tela. El soberano en Egipto puede aparecer tocado con distintas coronas y atuendos en la cabeza, cada una de ellas refleja una situación ritual concreta. 

La más antigua es la corona blanca, que ya aparece cubriendo la cabeza del rey Escorpión (hacia el 3150 a.C.). La corona recibe distintos nombres: Hedyet, U’eret’, Nefer(et) y U’eret-Hakau. También aparece en la famosa Paleta de Narmer (Museo Egipcio de El Cairo). 

La diosa Nejbet, protectora del Alto Egipto, está estrechamente relacionada con la corona blanca. Junto a la corona roja del Bajo Egipto, la corona blanca formaba la Doble Corona, también conocida como Pschent (la versión griega del antiguo egipcio shejemty, “Las Dos Poderosas”).


                      
Corona Blanca.

 

 











CORONA ROJA

Nombre de la corona del Bajo Egipto con forma de silla o de cazo dispuesto para acoger a la corona blanca. A su forma de cazoleta se une un mango vertical en la parte posterior y una especie de antena que se enrosca procedente de su interior, probablemente representando la antena de una abeja, símbolo del norte de Egipto. 

La corona recibe diferentes nombres, entre ellos Desheret y Net. Este último relaciona a la corona con la diosa Net, protectora del bajo Egipto. La corona ya aparece en la Paleta de Narmer (uno de los primitivos gobernantes de Egipto, entorno al 3100 a.C.) (Museo Egipcio de El Cairo). La diosa Uadyet, protectora del Bajo Egipto, está estrechamente relacionada con la corona roja. 

Junto a la corona blanca del Alto Egipto, la corona roja formaba la doble corona*, también conocida como Pschent (versión griega del antiguo egipcio sejemty, “Las Dos Poderosas”).



Corona Roja.

 

 










DOBLE CORONA

Combinación de la corona blanca del Alto Egipto y de la corona roja del Bajo Egipto, también llamada “Las Dos Poderosas”, pa sejemty en egipcio, de donde deriva el nombre griego de la doble corona, Pschent. Según la zona del país, la blanca aparecía encajada dentro de la roja o la roja superpuesta a la blanca. 

La doble corona es el símbolo fundamental del poder y de la unidad del país, haciendo referencia al Alto y al Bajo Egipto como territorios autónomos, antes de la unificación realizada durante la Dinastía I (aprox. 3000-2700 a.C.), y quien la porta es considerado soberano de las Dos Tierras. Solían llevarla dioses como Atum y, en ocasiones, Geb, Harsiese, Horus, Jnum o Mut.



Corona Doble.